sábado, 15 de septiembre de 2007

Cinema Paradiso


*¡Bienvenidos!, Bienvenidos aquellos que han extraviado en el tiempo la historia de un amor inconcluso; bienvenidos aquellos que dejaron lo conocido y lo familiar en pos de un sueño prometido; bienvenidos esos que pensaron que la distancia y el tiempo eran el mejor paliativo para el dolor y bienvenidos todos los que se han sentido extraños en medio de pueblos conocidos.Para todos ustedes, hay una butaca en el Nuovo Cinema Paradiso

*La vida, Toto, no es como en las películas; es más difícil, más dura.


1 comentario:

María Narro dijo...

Desde hace dos meses ésta película es algo muy especial para mí.